Gobierno de La Rioja

El Gobierno de La Rioja habilita el crédito para construir los tres primeros itinerarios de la red ciclo-peatonal metropolitana que unirá Logroño con Lardero, Villamediana de Iregua y el Polígono de Cantabria

Los 6,3 millones de euros que se van a invertir en los carriles ciclo-peatonales metropolitanos se financian, salvo el importe de IVA, con fondos europeos del Plan de Recuperación Transformación y Resiliencia

  • 16/11/2022 11:00
  • Gobierno de La Rioja
  • Unidad de medios

El Consejo de Gobierno ha dado cuenta hoy de la habilitación del crédito necesario para invertir 6.306.534,43 euros en los tres primeros itinerarios de la red ciclo-peatonal metropolitana que unirán la capital riojana con los municipios de Lardero, Villamediana y el Polígono de Cantabria. El Gobierno de La Rioja tiene en proceso de licitación estos proyectos para que su construcción comience a primeros de año, en una apuesta por favorecer una movilidad sostenible y segura en el área metropolitana de Logroño.

Esta red que tendrá inicialmente 5,5 kilómetros unirá poblaciones que aglutinan un total de 170.000 personas, el 55% de la población de La Rioja, conectando también importantes núcleos industriales como los polígonos de La Portalada, Puente Madre y Cantabria.

La mayor parte de este importe, 6.067.814 euros serán financiados por el Fondo para la Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR) a través del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana con el objetivo de descarbonizar las ciudades, mitigar el ruido y mejorar la calidad del aire y la salud de las personas.

El consejero de Sostenibilidad, Transición Ecológica y portavoz del Gobierno, ha mostrado su satisfacción por este proyecto diciendo que “Estamos muy orgullosos de que este Gobierno de Concha Andreu sea el primero en la historia de La Rioja que ha apostado por la movilidad ciclista y peatonal que permita a la ciudadanía desplazarse de forma habitual y segura entre núcleos y áreas muy próximas sin la necesidad de recurrir a vehículos a motor y que reparta de forma justa el espacio público de nuestras ciudades”.  

Dorado Nájera destacó que estos recorridos transitan separados del tráfico convencional pensando en la seguridad de  peatones y ciclistas, que tendrán iluminación, para que puedan utilizarse en horarios nocturnos y que conectarán con las actuaciones que los propios municipios van a realizar para enlazar con ellos. 

Carril ciclo-peatonal entre Villamediana de Iregua y Logroño

El carril bici de Villamediana de Iregua tiene su origen en la avenida de los Templarios desde donde conecta con el paso sobre la A-68 a partir del cual pasa junto al polígono de Puente Madre y se dirige hacia la rotonda que une la LR-250 con la doble vía de la Senda de los Pedregales. Atraviesa la rotonda mediante un paso subterráneo y se sitúa en la margen izquierda de la LR-250, conectando también el polígono de la Portalada, hasta llegar a Puente Madre y adentrarse en el barrio de La Estrella. Una vez allí, conecta con el carril bici logroñés de la calle Plantío y permite también enlazar con la Vía Romana del Iregua.  En este trazado, cabe destacar la ampliación del puente de Puente Madre para permitir el paso de bicis por una acera separada del trafico motorizado que se mantiene en los dos sentidos y de peatones por la otra acera. La obra se completará con un paso ciclista junto al actual paso de peatones que da acceso al colegio de Marianistas.

Este trazado tiene una longitud de 1.211 metros y un presupuesto de casi 2 millones de euros (1.996.791,33 euros). La anchura del carril será de 5 metros, de los cuales 3 corresponden al carril bici y 2 al carril peatonal. Contará con iluminación en todo el trazado y tiene una primera bifurcación para conectar con el polígono industrial de Villamediana de Iregua a la altura de la calle Marie Curie. Una segunda bifurcación hacia el colegio de Marianistas dará acceso al polígono de la Portalada.

Carril entre Lardero y Logroño

El itinerario parte del nuevo paso sobre la  AP-68 que va desarrollar el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana a la altura de la calle Miguel Hernández y comienza en el enlace de la calle La Vaguada y la Avenida Juan Carlos I, trascurre junto al CEIP Villa Patro en dirección norte aprovechando la zona verde existente hasta llegar a la calle Los Linderos que cruza para ir a encontrarse con avenida de la Sierra, en el cruce con la calle Montesoria, y prosigue en línea recta hasta encontrarse en la rotonda de la calle Sequoias con la trama urbana de Logroño. 

Este carril ciclopeatonal tendrá una longitud de 1.882,63 metros, iluminado en todo su trazado, y su construcción está presupuestada en 1.211.034 euros. Contará con seis metros de anchura que se repartirán equitativamente peatones y ciclistas con tres metros para cada tránsito. La rotonda de la calle Sequoias se reformará para hacer una glorieta holandesa.

Carril desde el Puente de Piedra de Logroño hasta el polígono de Cantabria 

Desde el Puente de Piedra de Logroño y por la margen derecha de la Carretera de Mendavia se conduce este nuevo carril hasta finalizar en la calle Pescadores donde va a conectar con el carril bici ya existente que pasa por debajo del puente de la A-13. En total se construyen 2,4 kilómetros de carril ciclo-peatonal que cuenta con un presupuesto de licitación de 3.098.708,67 euros pues va a requerir una parte sobrevolada sobre el río Ebro.

Este itinerario consta de tres tramos diferentes. El primero de ellos, de 565 metros, parte del pozo Cubillas en el que el carril bici de 2,5 metros va segregado del nuevo paseo peatonal de 3 metros y conecta con la Ruta EuroVelo que recorre el Camino de Santiago en su llegada a Logroño. A continuación, pasa bajo el monte Cantabria en un tramo de 1.410 metros de senda ciclable adosada a la margen derecha de la carretera, la cual tendrá una parte sobrevolada sobre el Ebro de 4,8 metros de anchura. El tercer tramo es el de entrada en el polígono de Cantabria y tiene una longitud de 4,30 metros de carril bici segregado y se renueva la acera existente. El carril bici contará con iluminación en toda su longitud.  

Estrategia Riojana de la Bicicleta

Esta red se enmarca en la Estrategia Riojana de la Bicicleta en la que se contemplan otros recorridos peatonales como el que unirá Bobadilla con Baños de Río Tobía y cuyas obras está previsto iniciar este mes o el fomento del uso de la bicicleta en áreas industriales como los polígonos de Arnedo en los que se construyen vías ciclables, iniciativas que tendrán continuidad en 2023. Además, por primera vez, el Plan de Carreteras 2022-2030 aborda la movilidad peatonal y ciclista y la posibilidad de incorporar carriles bici y peatonales entre localidades cercanas.

En la misma línea, La Rioja se ha incorporado a la Red de Ciudades por la Bicicleta (RCxB), y es la segunda comunidad autónoma, tras Cataluña, en sumarse a esta asociación nacional creada en 2009 para generar una dinámica conjunta que permita facilitar, hacer más segura y desarrollar la circulación de los ciclistas. Entre sus objetivos figuran impulsar iniciativas para conseguir que el desplazamiento en bicicleta sea más seguro, intensificar la promoción de la bicicleta y desplegar su potencial incrementando las infraestructuras para su uso, así como promover su empleo desde el ámbito educativo, incentivar el uso de la bicicleta en el acceso al trabajo, promover la distribución de mercancías en bicicleta, facilitar la intermodalidad entre bicicleta y transporte público e impulsar el cicloturismo como motor económico local.

Este apoyo a la bicicleta también se traslada al sistema de transporte de autobuses metropolitanos para adaptarlos a la intermodalidad, que permite usar el servicio con bicicletas plegables y patines. 

También el  proyecto de Ley de Cambio Climático de La Rioja incluye medidas y metas en movilidad ciclista baja en emisiones para afrontar el desafío de la emergencia climática. Entre ellas, prevé la obligatoriedad de que, para antes del año 2030, las ciudades con más de 100.000 habitantes de La Rioja deberán tener una Red Ciclista Municipal que cuente al menos 0,60 metros de vía ciclista segura por habitante, conforme a los criterios técnicos marcados por la Dirección General de Tráfico, para el uso cotidiano y accesible de la ciudadanía y con trazado mallado que conecte los principales centros de afluencia como nodos de transporte, aparcamientos disuasorios y centros escolares, sanitarios, culturales, turísticos u otros de especial sensibilidad. Las ciudades con más de 20.000 habitantes deberán contar con una red de, al menos, 0,40 metros de vía ciclista segura por habitante.

Además, este mismo año se ha realizado la primera convocatoria de subvenciones para promocionar el uso de la bicicleta como medio de transporte. Concretamente se destinan 30.000 euros a actividades de asociaciones sin ánimo de lucro que potencien el uso de la bicicleta.

Por último, el proyecto de Ley de Presupuestos para el año 2023 cuenta con una partida de 100.000 euros para subvenciones a la compra de bicicletas de uso habitual y a la ciclologistica que, por primera vez, pondrá en marcha el Gobierno de La Rioja para potenciar este medio de transporte saludable, limpio y sostenible.



Comentarios

Aún no hay comentarios. Sé el primero en comentar:

Se necesita estar registrado con usuario/contraseña o disponer de certificado digital o DNI-Electrónico para poder iniciar sesión. Más información.

Subir