Gobierno de La Rioja

Las presidentas de La Rioja y Navarra resaltan la importancia de colaborar para afianzar la sanidad pública y prestar el mejor servicio a la ciudadanía

Ambas han suscrito hoy un convenio de asistencia sanitaria que incluye la creación de un servicio único de cirugía cardiaca para la ciudadanía de las dos comunidades  

  • 01/06/2021 17:00
  • Gobierno de La Rioja
  • Unidad de medios
  • Actualizado: Hace 15 días

La presidenta del Gobierno de La Rioja, Concha Andreu, y su homóloga de Navarra, María Chivite, han suscrito hoy un nuevo convenio de colaboración en materia de asistencia sanitaria, que da continuidad y amplía la relación en este ámbito que ambas comunidades mantienen desde 2009. En la firma, Andreu y Chivite han destacado la importancia de estrechar esta cooperación interregional para afianzar la sanidad pública y prestar el mejor servicio a la ciudadanía.

La presidenta Andreu ha reconocido que con la firma, el Gobierno de La Rioja “cumple sus compromisos y reafirma su apuesta con la sanidad de acceso universal, con la atención sanitaria de calidad y eficiente y con la colaboración institucional leal y honesta entre instituciones”.

Esta misma idea ha sido plasmada por la líder de Navarra: "La sanidad es, sin duda, un servicio fundamental; una herramienta imprescindible para garantizar la equidad, la igualdad de oportunidades, para investigar, prevenir y atender a los y las pacientes”, al tiempo que ha asegurado que este convenio “refuerza nuestra apuesta por la sanidad pública y sus profesionales”.

El convenio, firmado hoy en el Salón Verde del Palacio de Navarra junto con las consejeras de Salud de La Rioja y Navarra, Sara Alba y Santos Induráin, respectivamente, incluye como principal novedad la creación de un servicio único de cirugía cardíaca. El objetivo es prestar una atención especializada y centralizada a toda la población de ambas comunidades, que asciende a en torno a un millón de habitantes.

Este nuevo servicio supondrá la creación de equipos mixtos formados por profesionales del Complejo Hospitalario de Navarra (CHN) y del Hospital Universitario San Pedro de La Rioja, que se coordinarán para determinar la asistencia más adecuada en cada caso.

La presidenta Andreu ha sostenido que este convenio “recoge un modelo de gestión pionero” y ha puesto cifras a esta labor conjunta y coordinada, calculando que se podrán llevar a cabo “unas 150 intervenciones anuales en La Rioja y unas 250 en Navarra”. “Pero, sobre todo, supone que el bienestar de la ciudadanía va a estar en el centro de todo y que no habrá que derivar pacientes de una comunidad a otra, sino que serán los equipos de profesionales quienes se desplacen”, ha afirmado.

A través de este sistema, se asegura la asistencia sanitaria especializada de calidad para toda la ciudadanía, tal y como ha señalado la presidenta Chivite. “Es un hito que nos sitúa a la vanguardia de España y que demuestra la calidad y capacidad de nuestros servicios sanitarios públicos”, ha resaltado.

Colaborando desde 2009

La Rioja y Navarra llevan ya doce años de estrecha cooperación desde que en 2009 se firmó el Protocolo General de Colaboración entre ambas administraciones. En ese documento se incluía un apartado específico de asistencia sanitaria, que acabó desarrollándose en un acuerdo específico de 2012. En 2017, se acordó una adenda de modificación, que ahora ha vencido. Es por ello que ambas comunidades se han visto en la necesidad de suscribir un nuevo convenio, que tendrá una duración de dos años.

El nuevo convenio da continuidad y amplía las medidas ya contempladas en los anteriores, como es la atención sanitaria especializada a los pacientes de Viana y Aras en el Hospital San Pedro de Logroño, y a los pacientes de los municipios de Azagra, San Adrián, Andosilla y Cárcar, en la Fundación Hospital de Calahorra, cuando sean derivados por los facultativos de Atención Primaria del Servicio Navarro de Salud – Osasunbidea.

Además de esa asistencia especializada, la población de la Zona Básica de Salud de San Adrián podrá acceder a la asistencia de urgencias vitales, tanto a iniciativa propia como de los profesionales del SNS-O, además de al servicio de radiología simple torácica, abdominal y musculoesquelética.

En lo que respecta a la Comunidad Foral, sus servicios sanitarios actuarán como servicios de referencia para las especialidades de anatomía patológica (sólo biopsias musculares y estudios neuropatológicos de autopsias), neurocirugía (exceptuando la patología de columna), neurorradiología y radiología intervencionista, cirugía traumatología (fractura compleja de pelvis) y cirugía plástica (linfedema mastectomía).

Por otro lado, el nuevo convenio recoge la colaboración en los Servicios de Emergencia Sanitaria Tiempo-Dependientes, como ictus e infartos. Para desarrollar esta asistencia ya existente, se implantará un sistema de información y comunicación que vinculará a los Complejos Hospitalarios de La Rioja y Navarra. Ambas comunidades intercambiarán información para planificar la implantación coordinada de nuevos servicios o tecnologías superespecializadas que garanticen una cartera de servicios equilibrada y de excelencia en ambos centros hospitalarios.

Chivite, tras agradecer la colaboración del Gobierno de La Rioja y de la implicación de los profesionales sanitarios en el desarrollo de este nuevo convenio, ha insistido en que este documento “es un ejemplo de cómo las comunidades vecinas tenemos que seguir afianzando nuestras dinámicas de cooperación para el beneficio de la ciudadanía”.

 



Comentarios

Aún no hay comentarios. Sé el primero en comentar:

Se necesita estar registrado con usuario/contraseña o disponer de certificado digital o DNI-Electrónico para poder iniciar sesión. Más información.

Subir